Project Description

Crêpes De Ternera Y Brie

Tiempo total: 40-45 min
Dificultad: Fácil

Ingredientes:

  • Ternera

  • Huevos camperos

  • Queso brie

  • Leche

  • Mantequilla

  • Cebolla

  • Azúcar moreno

  • Sal y Sal maldon

  • Harina 

  • Bicarbonato

  • AOVE

Imagina pasear por las calles de París y, con el frío que está haciendo, refugiarte en una de sus creperías a devorar una buena crêpe calentita ¿genial, verdad? Imagina que en vez de París, estás en tu casa, un sábado por la tarde huyendo de la ola de frío siberiano que está a punto de acecharnos. Ya no mola tanto. Dicen que la semana que viene vendrá una de las peores olas de frío del año, y encima a mi me pilla en París, con su frío característico. Aunque, como todo en la vida, siempre hay remedio y por eso, como dice el refrán, si vosotros no vais a las crêpes, las crêpes vendrán a vosotros ¿O no era así?

Mañana vuelo a París y no hay nada mejor para ir preparando el viaje que ir abriendo el apetito. Ya me imagino el olor al queso de las fondues por las calles heladas, el sabor de la mantequilla fundiéndose en un buen pan o una buena copa de vino con vistas a la Torre Eiffel. El olor a croissant recién hecho por las mañanas o los escaparates llenos de alta pastelería en las calles señoriales parisinas. Tengo ganas de ver todo y de comerme París en 7 bocados, uno por cada día.

Y, como os decía, lo mejor para irme adaptando al aire parisino es, sin dudarlo, unas crêpes como estas. Son fáciles, rápidas y tienen su punto gourmet ¿Te animas?

Preparación:

1. Tamiza la harina en un bol grande con la ayuda de un colador para evitar que se formen grumos. Añade el resto de los ingredientes de la masa, es decir: una pizca generosa de sal, el azúcar, los huevos y la leche. Bate con unas varillas o tenedor (aunque si tienes batidora te será más fácil). La masa debe quedar cremosa, sin grumos, parecida a la nata líquida. Guarda la mezcla en el frigorífico mientras sigues cocinando.

Pela y pica la cebolla finamente. Coloca una sartén a fuego bajo y añade la cebolla junto con una cucharada de aceite de oliva. Pasados 5 minutos añade el bicarbonato y remueve. Pasados otros 10 minutos, incorpora el azúcar y remueve hasta que adquiera un color marrón oscuro. En ese momento retira en un plato.

Mientras se cocina la cebolla prepara el queso brie cortándolo en tacos pequeñitos o rodajas.

2. Pon a calentar una sartén a fuego alto, aconsejamos una mediana. Cuando esté caliente añade un poquito de mantequilla, es sólo para engrasar la base, así que con el tamaño de un garbanzo será más que suficiente. Repártela por toda la base (si quieres puedes ayudarte de un poco de papel de cocina). Repite este proceso con cada crêpe.

A continuación con la ayuda de un cucharón vierte una cucharada de masa en el medio de la sartén y balancea circularmente para que la masa se distribuya por toda la superficie y quede una capa fina por toda la base. Cocina durante 30-45 segundos por cada lado. Para darles la vuelta usa una pala de madera (puedes probar a hacerlo directamente con un golpe de muñeca, pero no me responsabilizo del resultado :P).

3. Calienta una sartén con unas gotas de aceite de oliva, puedes utilizar la de los crêpes si la limpias con un poco de papel de cocina. Una vez esté caliente ¡adentro con la ternera! Cocina a fuego alto. Cuando esté hecha, sácala, córtala en tiras sobre una tabla y añade la sal maldon.

4. En la zona central de cada crêpe pon una capa de ternera, las lonchas de brie encima y por último la cebolla caramelizada para aportar el contraste sabroso y dulzón. Enróllalos y elige si comerlos con cubiertos o con las manos.

¡Al ataque!

Acompáñame en esta nueva aventura. ¡Únete ahora y no te pierdas nada!

¡SUSCRÍBETE!